NOVEDADES

No more posts
01-06-Dia-Mundial-de-la-Maniobra-de-Heimlich_WEB-1200x894.jpg

La vía aérea puede quedar obstruida por un elemento atorado en la garganta, lo que impediría que el oxígeno llegue a los pulmones, con el riesgo de causar la muerte si no es asistido a tiempo. Ante una situación así, la respuesta debe ser inmediata para evitar la asfixia.

¿Qué hacer ante una asfixia por obstrucción de la vía aérea?

Si la persona no puede escupir el objeto o alimento que se atoró en la garganta, es necesario aplicarle inmediatamente la Maniobra de Heimlich (compresiones abdominales).

¿Cómo se realiza?

Maniobra de Heimlich en adultos, adolescentes y niños:

  1. Ubicarse detrás de la persona, con una pierna en medio de las piernas de ella para mantener el equilibrio, abrazarla por la espalda y debajo de sus brazos.
  2. Colocar una de las manos -con el puño cerrado- 4 centímetros por encima del ombligo.
  3. Con la otra mano tomar el puño, cerrando de esa forma el abrazo a la persona.
  4. Reclinar el cuerpo de la persona un poco hacia adelante.
  5. Realizar presión sobre el abdomen, en sentido hacia atrás y arriba.
  6. Repetir la maniobra de compresión hasta que expulse el objeto.

Las personas con obesidad y las mujeres al final del embarazo deben recibir compresiones torácicas en lugar de abdominales. Si la asfixia por obstrucción de la vía aérea se presenta en un bebé la maniobra se realiza de otra forma: Se administran golpes en la espalda, seguidos de compresiones torácicas para expulsar el objeto.

En caso de que la persona no expulse el objeto y se produzca asfixia o pierda el conocimiento, se deberán iniciar de inmediato las maniobras de RCP y, al mismo tiempo, contactarse con el servicio de urgencias y emergencias médicas.

Con la firme convicción de que compartir el conocimiento es un compromiso con la vida, el Centro de Capacitación y Entrenamiento Acudir (CCEA) cuenta -dentro de su amplia variedad de cursos y capacitaciones- con el curso de RCP y Primeros Auxilios, en el que se aprende y practica esta maniobra, tanto para adultos como para niños y lactantes.


guy-ayuda-mujer-chica-afro-inconsciente-proporcionar-primeros-auxilios-parque_1157-40365.jpg

Las emergencias no dan aviso. Pueden ocurrir en casa o en la calle y estar preparados para actuar ante una situación así puede ser la diferencia entre la vida y la muerte. No hay que ser un profesional de la salud: Todos podemos llamar al sistema de emergencia, detener una hemorragia o hacer RCP.

Está comprobado que intervenir rápidamente reduce considerablemente el impacto de un accidente o emergencia. Insistimos: los primeros auxilios salvan vidas.

¿Qué podemos hacer?

Siempre, ante una emergencia es necesario llamar al 107 o 911, si está en Buenos Aires. Si reside en otra ciudad, llame al número de emergencias local.

Si una persona se desvanece:

  • Evalúe la escena. Nunca ponga en riesgo su propia vida.
  • Evalúe a la persona. ¿Está consciente? ¿Respira? ¿Está herida?
  • Llame o pida a alguien que llame al servicio de emergencias. Es importante dar precisiones sobre el estado de la víctima y el domicilio donde se encuentran.
  • Asista a la víctima. ¿Necesita RCP? Si no sabe realizar RCP, el operador del sistema de emergencias lo guiará.

Otra de las situaciones que requiere actuar con rapidez es el atragantamiento; algo muy común en bebés y niños, aunque también puede suceder en adulto.

Si el bebé o niño balbucea, llora, habla o tose, significa que le pasa aire por la garganta. Probablemente tiene una obstrucción parcial. En ese caso, hay que dejarlo toser. No golpear ni darle agua porque eso podría mover el objeto y complicar la obstrucción. Si no expulsa el objeto deberá hacer la maniobra de Heimlich.

Maniobra de Heimlich en bebés

 

  • En bebés menores de un año, primero se sostiene al niño boca abajo y se le dan 5 golpes en la espalda, entre los omóplatos.
  • Luego se da vuelta al niño, sosteniéndole la cabeza y se observa el cuerpo extraño. Si está accesible, se saca el objeto. Solo si está accesible, de lo contrario se corre el riesgo de empujarlo y complicar la obstrucción.
  • Luego se realizan 5 compresiones torácicas en el centro del pecho justo debajo de la línea que une ambos pezones con dos dedos de la mano.

Esta maniobra se repite hasta que expulse el cuerpo extraño o llegue la asistencia médica.

Maniobra de Heimlich en niños, adolescentes y adultos

  • Ubíquese detrás de la víctima y abrácela por debajo de las axilas.
  • Coloque el puño cerrado cuadro dedos por encima del ombligo y cubra el puño con su otra mano.
  • Haga presión en el abdomen hacia adentro y arriba, como dibujando una jota.
  • Debe continuar con esta maniobra hasta que la persona escupa el objeto.

Existen muchas situaciones de emergencia que se dan en la vida cotidiana: convulsiones, desmayos, reacciones alérgicas, cortes, quemaduras, intoxicaciones, entre otras. Saber actuar rápidamente puede aliviar a la víctima y reducir complicaciones. Formarse en primeros auxilios con instructores certificados y capacitados es fundamental para ayudar a nuestro entorno en caso de que nos necesiten.

Si le interesa recibir información sobre las capacitaciones que se dictan en el Centro de Capacitación y Entrenamiento Acudir (CCEA) puede hacer click en este enlace, enviar un mail a [email protected] o llamar al (011) 4588-5555 interno 2. 

Asesoró: Dr. Adolfo Savia, Coordinador Médico de Acudir
Fotos: Ministerio de Salud de la Nación


atragantamiento-1200x692.png

El atragantamiento se produce por algún alimento u objeto que queda atorado en la vía aérea e impide que el aire llegue a los pulmones. En los adultos, el atragantamiento suele estar causado por alimentos, mientras que los niños pueden atragantarse también con algún objeto.

La obstrucción de la vía aérea por atragantamiento puede ser leve o grave. Identificar esta situación es bastante simple: Si la persona puede toser o emitir sonidos se trata de una obstrucción leve. En este caso, dígale que tosa, sin dejar de vigilar que esté bien. En cambio, si la persona no puede respirar, tiene voz silenciosa, no puede hablar ni emitir sonidos o hace el signo de obstrucción, se trata de una situación grave que requiere acción inmediata.

En primer lugar, pídale a alguien que llame al servicio de emergencias. Si se encuentra solo, llame al servicio de emergencias y ponga el teléfono en altavoz. Recuerde que es importante brindar los datos de la ubicación para que la ambulancia los encuentre rápidamente.

Ante una obstrucción grave de la vía aérea hay que comprimir ligeramente por encima del ombligo. Estas compresiones se denominan compresiones abdominales o maniobra de Heimlich y deberán realizarse hasta que la víctima expulse el objeto o se desvanezca.

Cómo actuar. Paso a paso.

Si cree que alguien tiene una obstrucción, pregúntele: “¿se está atragantando?”; si asiente con la cabeza, explíquele que lo va a ayudar.

Luego deberá realizar la maniobra de Heimlich, que consiste en hacer compresiones abdominales para expulsar el objeto, liberar la vía aérea y evitar las complicaciones graves derivadas de la falta de oxígeno. Esta acción rápida salva vidas.

  • Párese detrás del paciente, con una pierna entre medio de las suyas para tener mayor estabilidad en caso de que se desvanezca.
  • Rodeélo con los dos brazos a la altura de la cintura, apenas arriba del ombligo.
  • Cierre una de las manos en puño y coloquéla encima del ombligo y debajo del esternón con el pulgar hacia adentro.
  • Cierre la otra mano sosteniendo el puño y realice compresiones rápidas hacia arriba y hacia adentro (como si fuera una letra J) en el abdomen.
  • Repita las compresiones hasta que el objeto salga expulsado y la persona pueda respirar, toser, hablar o hasta que deje de responder.
  • Si la persona se desmaya y no responde, inicie las maniobras de RCP. Si aún no llamó al servicio de emergencia, llame. Luego inicie las maniobras de RCP.

Si se atraganta una mujer embarazada o una persona de gran contextura física, las compresiones serán torácicas y no abdominales. En este caso, los brazos rodearán al paciente por debajo de las axilas. Las compresiones se realizarán hacia adentro y a la altura del esternón.

En bebés de menos de un año, las indicaciones de la AHA son:

  • Poner al bebé boca abajo, sosteniendo la cabeza y la mandíbula con una mano.
  • Con la mano libre, dar 5 palmadas en la espalda, en medio de los omóplatos
  • Si no expulsa el objeto, dar vuelta al bebé –siempre sosteniéndole la cabeza- y realizar 5 compresiones con dos dedos en medio del torax.
  • Abra la boca del bebé para ver si el objeto que obstruye está a la vista. Si es de fácil acceso, retírelo suavemente. De lo contrario, continúe alternando 5 palmadas en la espalda y 5 compresiones en el tórax hasta que expulse el objeto, tosa, llore o deje de responder.

Toda persona que haya recibido compresiones abdominales por obstrucción de vía aéra debe acudir a un profesional médico.

Fuente: American Heart Association


Acudir Emergencias Médicas 2023. Todos los derechos reservados.