Traslado neonatal

Artículo del la Dra. Patricia Bellani y Dr. Nicolas Morcillo publicado en la Revista Médico de Noviembre 2015.

Actualmente el concepto de traslado neonatal no hace referencia al simple hecho de transportar un paciente de un centro a otro; el traslado neonatal se define como una serie de acciones puestas en marcha para lograr la llegada en óptimas condiciones del recién nacido al destino.

Para ello se requiere de personal entrenado en el cuidado y transporte neonatal, equipamiento adecuado a la logística del traslado, estrictos protocolos y programas de calidad. También se necesita de una red de comunicación que permita el apoyo y la coordinación de las Unidades de Cuidado Intensivo Neonatal (UCIN), así como conocer sus características, complejidad y equipamiento con el que cuentan, para asignarla mejor según el caso.Traslado en ambulancias de pacientes bebes

Uno de los conceptos más importantes a destacar en el transporte del recién nacido, es la estabilización del mismo de manera previa al traslado. Dicha estabilización debe ser iniciada por el centro que solicita la derivación hasta el arribo del equipo de traslado el cual continuará con la misma durante todo el traslado. Es muy importante entonces no sólo contar con los recursos para mantener las condiciones adecuadas al paciente, además es imprescindible mantener una comunicación fluida entre el equipo que solicita la derivación a un centro de mayor complejidad y el de la UCIN.

Dentro de las recomendaciones para llevar a cabo una adecuada estabilización del paciente se encuentran:

Valoración del estado respiratorio. La dificultad respiratoria es la principal causa de traslado de recién nacidos. Considerar la necesidad de requerimientos suplementarios de oxígeno, soporte ventilatorio no invasivo y/o intubación previa al inicio del viaje en aquellos pacientes con dificultad respiratoria creciente, apneas o fracción inspirada de oxígeno (FiO2) en ascenso.

Valoración y estabilización de la temperatura. La monitorización de la temperatura de nuestros pacientes es de especial interés, tanto en recién nacidos prematuros como en recién nacidos a término. Si el paciente a trasladar se encuentra hipotérmico es muy poco probable que logremos llevarlo a un ambiente térmico neutro durante el traslado por lo que debemos ocuparnos de llevarlo a la normotermia antes del traslado. Considerando lo hostil que es el ambiente de traslado para los recién nacidos y la especial importancia que tiene para éstos la temperatura, es vital la monitorización continua de la misma.

Monitorización. Además de la temperatura a la que ya hicimos referencia, se debe monitorizar de forma continua la frecuencia cardíaca, la saturación de oxígeno, la frecuencia respiratoria y la tensión arterial. En el caso de pacientes graves o traslados de larga duración es recomendable contar con medición de tensión arterial invasiva.

Manejo del medio interno. Es adecuado mantener al paciente correctamente hidratado, normoglucémico y reponer las pérdidas de líquidos ocasionadas por diferentes patologías para evitar descompensaciones que puedan ocasionarse por la disminución del volumen intravascular.

Necesidad de accesos vasculares seguros. Se debe contar siempre con al menos un acceso vascular periférico para pacientes de baja complejidad. Sin embargo, pacientes de complejidad moderada requieren de al menos dos vías periféricas en caso que puedan requerir infusión de diferentes drogas durante el traslado.Ambulancias para traslado de niños y bebes

Preparación de drogas de forma anticipada. Utilizar diluciones conocidas y de fácil manejo permitirá administrar las drogas necesarias de manera más simple y rápida.

Control y manejo de la UCIN. Realizar movimientos suaves con la incubadora de traslado, elegir las rutas en mejores condiciones y utilizar medios de fijación del paciente evitarán las posibles descompensaciones que pueden originar en ellos los movimientos de aceleración y desaceleración.

Acudir es el único sistema de emergencias médicas privadas que cuenta con un equipo de traslado neonatal conformado íntegramente por profesionales capacitados, neonatólogos y pediatras entrenados en el cuidado del recién nacido críticamente enfermo en condiciones de traslado. Para el adecuado transporte de estos pacientes cuenta con tres Unidades de Cuidado Intensivo Neonatal con equipamiento de alta complejidad, incubadora de traslado neonatal, 6 bombas de infusión continua, respirador neonatal, óxido nítrico inhalado, saturometría pre y postductal, monitor multiparamétrico con monitoreo de tensión arterial invasiva.

Su equipo de profesionales, destacado por realizar los traslados de los pacientes más críticos, se encuentra funcionando hace ya más de tres años. Desde entonces, el número de servicios que realiza ha crecido día a día y acompañando el crecimiento de la empresa.

El managment de Acudir S.A. ha hecho del servicio de Traslado Neonatal una de sus prioridades, brindando su total apoyo a su equipo de profesionales que cumplen día a día con las demandas de un gran porcentaje de los traslados de recién nacidos del sector privado y público de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires y del Gran Buenos Aires.