CÓMO EVITAR INTOXICACIONES POR MONÓXIDO DE CARBONO

En Argentina, cada año mueren alrededor de 200 personas por inhalar monóxido de carbono, un gas altamente tóxico que se genera por la combustión inadecuada de materiales como leña, carbón, querosene, nafta o alcohol, entre otros.

Se lo llama “el asesino invisible”, porque es un gas inoloro e incoloro, de ahí que extremar las medidas de precaución es fundamental.

Entonces, ¿cómo prevenir?

  • Controle las instalaciones de estufas, calefones, termotanques, calentadores, salamandras, etc., al menos una vez al año.
  • Revise periódicamente las salidas al exterior de los artefactos a gas para asegurarse de su buen estado
  • Si sospecha que algún artefacto está perdiendo gas, contacte a un gasista matriculado para que inspeccione la conexión.
  • Chequee siempre que la llama de las hornallas y estufas sea azul. Si llegara a ser de un tono amarillo o naranja, algo no está funcionando correctamente.
  • Preste atención a posibles manchas negras en la pared o el techo, en el recorrido de los caños de gas. Estas manchas podrían indicar que hay fallas en el conducto.
  • Ventile la casa una vez al día, aun en días de bajas temperaturas.
  • Siempre deje una ventana o puerta abierta (al menos 5 cms) para que circule el aire.
  • No use el horno o la cocina para calefaccionar la casa.
  • No encienda motores a combustión en cuartos cerrados, en sótanos o garajes.
  • No tire plásticos, gomas o metales al fuego porque desprenden gases contaminantes.

Síntomas de intoxicación

Muchas veces, la persona intoxicada no percibe los síntomas o los asocia con otra problemática, por eso se insiste en mantener una buena ventilación en los ambientes. Si bien los síntomas difieren de una persona a otra, los más comunes son: dolor de cabeza, náuseas o vómitos, mareos, cansancio o somnolencia, pérdida de conocimiento, alteraciones visuales y/o convulsiones

Ante los primeros síntomas o la sospecha de intoxicación, es clave abrir puertas y ventanas o salir a tomar aire a la calle, un patio, una terraza. Si la persona inhaló monóxido de carbono en grandes cantidades, llame a un servicio de emergencias para que el médico evalúe su condición e indique el tratamiento adecuado. 

Todas las intoxicaciones por monóxido de carbono son evitables, depende de cada uno.